Cultura

Paraguayo usa el real devaluado y se va de compras a Brasil


El éxito en el sector turístico provocado por la nueva pandemia de coronavirus ha ayudado a cambiar el comportamiento de los consumidores en la frontera

Douglas Gavras
São Paulo SP

Nasser Hassan, comerciante de Varejo Paulista, una zapatería en Foz do Iguaçu (PR), ha cambiado «Gracias» por «muchas gracias». Simultáneamente con la caída en el número de turistas brasileños, estima que el movimiento de consumidores paraguayos en su operación minorista y mayorista se ha incrementado alrededor de un 50% en comparación con el año anterior.

“No solo siempre han preferido los zapatos brasileños, sino que también se sienten más baratos. Por un lado, perdemos porque el consumidor brasileño tenía menos ingresos, pero compensa en parte a los clientes del exterior ”, dice.

La devaluación del real, las incertidumbres en la recuperación económica y el golpe al sector turístico provocado por la nueva pandemia de coronavirus han contribuido a cambiar el comportamiento de los consumidores en la frontera con Paraguay, y los vecinos ahora se están aprovechando de esas ventajas del tipo de cambio. .

Los comerciantes mayoristas de la zona también están celebrando una mayor demanda, especialmente de alimentos no perecederos, salchichas, huevos y productos lácteos, del lado brasileño de la frontera, a pesar de que la inflación de alimentos fue fuerte durante la pandemia.

CONTINÚA DESPUÉS DEL ANUNCIO

El guaraní paraguayo se ha apreciado frente al real desde principios de año. A fines de 2020, se tuvieron que canjear 1.327 guaraníes por R $ 1. Ahora se necesitan 1200. Frente al dólar, el guaraní ha ganado un 5% desde principios de año, mientras que el real ha caído alrededor de un 4%.

Según la PF (Policía Federal), más de 40.000 paraguayos acudieron de enero a abril, especialmente en enero, que concentró la mitad de las visitas. Todos los meses, las salidas paraguayas superaron las entradas, lo que también es indicativo de viajes cortos, como viajes a comercios y hospitales en la frontera. El PF no informó el número de brasileños que fueron a Paraguay durante el mismo período.

«Los productos en Brasil eran alrededor de un 10% más baratos para ellos», dijo Itacir Mayer, presidente de Sindilojas, sindicato de Foz do Iguaçu. Confirma que la mayor parte de las compras brasileñas en Paraguay se centra en la electrónica, mientras que los vecinos vienen a Brasil a comprar víveres, ropa y zapatos.

CONTINÚA DESPUÉS DEL ANUNCIO

El puente de la amistad que conecta Foz do Iguaçu y Ciudad del Este estuvo cerrado por más de seis meses debido a la pandemia hasta que volvió a abrir en octubre pasado, afectando el comercio. En abril, cuando se reabrió el puente, los paraguayos ingresaron al país seis veces más que en el mismo mes del año pasado.

«Por mucho que la pandemia haya obstaculizado los viajes, Ciudad del Este ha perdido más consumidores en el extranjero que Foz, ya que comprar productos electrónicos allí se ha vuelto menos beneficioso», dice Mayer. Al mismo tiempo, los productos brasileños que más interesan a los paraguayos son esenciales.

Estima que el aumento del comercio con los vecinos ha ayudado a compensar algunas de las pérdidas del turismo. Como también se llevaron a cabo varios eventos corporativos en Foz do Iguaçu, la industria hotelera sintió los efectos en el turismo de negocios.

CONTINÚA DESPUÉS DEL ANUNCIO

El Parque Nacional Iguazú, por ejemplo, tuvo 15.270 visitantes en el nuevo año, según el gobierno de Paraná. La medida representó una disminución del 44% con respecto al año anterior cuando se registraron 27.286 visitas, siendo la mitad de la economía del municipio dependiente del turismo.

“La ciudad también dependía de los turistas que visitaban las cataratas y dejaron de venir por el Covid-19, así como de los que iban de compras por el lado paraguayo y renunciaban a la subida del dólar”, dice Meyer.

Rodrigo Müller, que ha sentido esta caída en la demanda, organiza viajes en autobús a Foz do Iguaçu y Paraguay. Estima que el movimiento de pasajeros para compras en Ciudad del Este ha disminuido en un 40% debido tanto a la crisis de salud como al dólar. Actualmente, la mayoría del público está formado por familias que realizan pequeñas compras.

“El viaje continúa, pero es una audiencia diferente. Ahora es la gente la que sueña con conocer la región y volver con la electrónica, aunque no sea mucho más barata ”, dice. La mayor caída para los operadores turísticos en la región fue para los pasajeros interesados ​​en revender productos en Brasil, dice. “No van hoy. No vale la pena. «

CONTINÚA DESPUÉS DEL ANUNCIO

“Aquí en la tienda, cuando se rompió el aire acondicionado, decidimos comprarlo en Brasil. El precio en Paraguay no valía la pena y aún podíamos pagar a plazos ”, dice el comerciante Hassan.

La vida en la frontera

40 mil
es el número de paraguayos que visitaron Brasil este año. Con la reapertura del puente en Foz do Iguaçu, el movimiento en abril fue seis veces mayor que en abril de 2020

15.270
Los visitantes al Parque Nacional Iguazú fueron recibidos en el nuevo año, una disminución del 44% en comparación con el año anterior.

CONTINÚA DESPUÉS DEL ANUNCIO

Fuentes: Policía Federal y Gobierno de Paraná

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.